[BLOG – Gabriel Rebellado] No es la flecha, es el indio.

“¡No es la Flecha es el Indio”! ¿O quizás sean las dos cosas?

Con las nuevas tecnologías y la cantidad de marcas comerciales que hay dentro del mundo del golf, muchos golfistas están empezando a confundir su acercamiento a este deporte valorando más, el comprar las últimas novedades del mercado antes de hacer un buen “fitting” de golf y optimizar el material que ya tienen, a su swing y técnica.

CADA SWING ES UNA HUELLA PERSONAL, NO HAY 2 IGUALES, ni siquiera un jugador profesional produce un swing idéntico al anterior, golpe tras golpe, puede tener una gran técnica y ser muy sólido pero NO SON IGUALES.

Entonces como es que un gran número de jugadores amateurs usan los mismos palos con la misma varilla y se engañan pensando “si a él/ella le va bien tendrá que funcionar conmigo, si más o menos tenemos el mismo hándicap”. ¡PARA! Piensa un momento, ¿Te duele algo que a él/ella no y eso que usáis los mismos palos? ¿No te sientes cómodo? ¿Escasez de confianza tal vez? “¡Si pero tengo lo último de último!”, cuidado compañero quizás sea tu última ronda de golf antes de una lesión importante.

Para aquellos que practicamos este deporte creo que no es una locura decir que todos tenemos ese amigo/conocido que siempre está a la última y cada 3 meses tiene palos nuevos o está probando nuevas bolas de golf, o es que está cambiando su swing o un sinfín de excusas, pero al final sea por A o por B sus números, destreza, técnica no mejoran y echa balones fuera en vez de admitir/aceptar que necesita darle otro enfoque y empezar a pensar que no todo se reduce a gastar dinero por gastarlo sin sentido alguno.

Dentro del fantástico mundo del fitting puedes encontrar todo lo necesario en varillas, grips, pesos, que pueden revivir tus viejos palos (y esos sí que son los mejores del mercado, LOS TUYOS), por otra parte el análisis del swing cierra las puertas a un mal swing que te deje en el dique seco una temporada.

Muchos jugadores me han preguntado ¿Cómo es posible que a un jugador de 1,90 fuerte, joven, le pueda ganar en distancia un jugador delgadito de 1,70?

Bien amigos en el mundo del golf una técnica perfecta es necesaria, pero necesites una buena herramienta que acompañe a esa técnica. ¿Te imaginas al mejor cirujano operando con guantes…de boxeo? ¡Que destrozo! Valores como el SMASH FACTOR, SPIN RATE, VELOCIDAD DE PALO, ANGULO DE ATAQUE y muchos más, que ya iremos explicando en otros artículos, entran en juego y quizás tu varilla es demasiado dura, o demasiado blanda, o demasiado ligera/pesada y no te permiten producir los números necesarios para sacar máximo rendimiento a tus palos.

 

Y como respuesta a la pregunta anterior os respondo.

Imaginemos que ambos jugadores mueven el palo a la misma velocidad 100mph pero el SMASH FACTOR (como transfiere la energía el palo a la hora de impactar) es diferente. La medida perfecta para este valor es de 1.50 (usando el driver). Ahora que sabemos estas dos cosas situaros.

El jugador de 1,90,  le pega a 100mph con un SMASH factor de 1.20 con lo cual su velocidad de bola es de 120mph. El pequeño le pega a 100mph con un SMASH FACTOR de 1.50 con lo cual su velocidad de bola es de 150mph. A mayor velocidad de bola, más distancia.

Entonces os pregunto yo ahora ¿Es la flecha o el indio, o quizás las dos cosas?

¡Hasta el próximo artículo!

RECUERDA QUE EN NUESTRA ESCUELA DISPONEMOS DE LA TECNOLOGÍA “FLIGHTSCOPE” PARA QUE PUEDAS ANALIZAR TU SWING AL DETALLE. PÍDENOS INFORMACIÓN SIN COMPROMISO LLAMANDO AL 91 134 91 44.